Mujer trans que desea ser monja denuncia discriminación de la iglesia católica

"Si es necesario, iré al Papa en el Vaticano", asegura Eefje Spreuters.

306
Monjas
Foto: Pexels

Eefje Spreuters, una mujer transexual que tiene el sueño de ser monja, denunció discriminación por parte de la iglesia católica después de que esta se negara a admitirla como aspirante de un monasterio.

Spreuters, quien nació como hombre hace 46 años, pero lleva viviendo abiertamente como mujer hace 15 meses, ha querido ser monja toda su vida; sin embargo, las reglas de la iglesia Católica no se lo permiten.

“Siempre me he sentido mujer y me criaron muy religiosamente, especialmente por mi madre. He querido ir al monasterio toda mi vida. Como hombre he tenido una vida dura, ahora quiero la paz”, aseguró Eefje en entrevista con Radio 2 de Holanda.

Según relató, Eefje Spreuters preguntó a las monjas de la Orden de las Clarisas y las de la Trapa si podía unirse a ellas, pero le contestaron que no podían darle una respuesta porque no saben si pueden ingresar a una mujer trans.

“Yo mismo iniciaré una orden monástica. A lo que las monjas respondieron interesadas y entusiasmadas. Si es necesario, iré al Papa en el Vaticano. Mi vocación es más fuerte que nunca”, expresó Eefje.

Eefje Spreuters interpreta la negativa de la iglesia católica como discriminación, ya que hace un tiempo se conoció el caso de un sacerdote franciscano que cambió de género y nadie se pudo negar a que siguiera ejerciendo sus funciones.

El abogado de la iglesia, Rik Torfs, explicó al mismo medio por qué las personas transgénero no son aceptadas en las ordenes monásticas.

“Roma mantiene la visión antropológica de que el sexo biológico en el que naciste no cambia. Para la Iglesia Católica, Eefje sigue siendo un hombre y no es bienvenido en un monasterio de mujeres”, sentenció.

Torfs también aseguró que, si Eefje Spreuters lo desea, puede asumir un papel activo en la comunidad religiosa, pero como asistente parroquial o capellán en una presión y hospital, puestos que están abiertos a personas de cualquier género.

También te puede interesar:

Elliot Page se vuelve el primer hombre transgénero en aparecer en la portada de Time

“Bravas”, la primera escuela feminista de arte urbano en San Luis Potosí

5 lecciones que nos dejó ‘El segundo sexo’ de Simone de Beauvoir

VIBEtv