¿Cómo el canon de belleza discrimina a las mujeres?

Cuando una mujer no "cumple" con los estereotipos de belleza, suele ser rezagada en distintos ámbitos de su vida cotidiana con mayor frecuencia.

86
Cosméticos
Foto: Pexels

El canon de belleza hace referencia a las características que se consideran agradables a la vista o hermosas por una sociedad, este varía dependiendo de cada cultura, país o continente, pero al estar establecido se impone como un modelo único de lo que es bello.

Este canon de belleza, al ser aplicado a las mujeres, implica estereotipos, discriminación, una exigencia de cumplir con ciertos estándares y de acoplarse a una sola idea de belleza generalizada, sin tomar en cuenta la diversidad.

Los estereotipos son la imagen o idea aceptada por una sociedad de manera inmutable, que se forma a partir de una concepción estática sobre las características de los miembros de esta, define la RAE.

A lo anterior, explica The Conversation, se puede agregar “el concepto de género como la construcción social y cultural que define las características y la manera de comportarse que cada sociedad atribuye como naturales y propias de hombres o mujeres”.

Las Naciones Unidas Derechos Humanos detallan que los estereotipos “afectan a derechos humanos y libertades fundamentales ampliamente reconocidos”, pues se tratan de un prejuicio u opinión generalizado sobre características que, según el género, debería de poseer la persona.

¿Cómo se manifiesta en México?

En el ámbito de los estereotipos de belleza, al menos en México, lo que es aceptado por la sociedad para que una mujer sea considerada bella puede ir desde el tono de piel claro hasta un cuerpo delgado, con una lista ridícula e interminable de características en medio de esas dos.

Cuando una mujer se acerca a ese modelo, puede tener “beneficios”, aunque no lo son realmente, en distintas áreas, como lo son el trabajo, la escuela, e incluso la atención en ciertos servicios o en la vida cotidiana.

Mientras que, cuando alguien no cumple con ese estándar, suele ser discriminada en los mismos ámbitos, juzgada, criticada e incluso se le impone una presión o se le exige que intente a cómo de lugar cumplir con ellos.

Afectaciones a la autoestima, al desarrollo personal, laboral y social, son tan solo algunas de las cargas que se ejercen simplemente por no estar dentro del canon de belleza aceptado por la sociedad.

Según estudios expuestos en The New York Times, realizados por Raymundo M. Campos y Eva González, en el país, las mujeres con sobrepeso deben mandan 37% más aplicaciones para conseguir el mismo número de entrevistas que una mujer más delgada, situación que no es así de marcada en el caso de los hombres.

Mientras que, las mujeres que cumplen con ciertos estándares de belleza tienen mejores salarios, situaciones que son una muestra de la normalización de esa discriminación impulsada por el sistema patriarcal en contra de las mujeres, resalta el medio internacional.

Ante esta problemática sistemática resulta fundamental recordar la diversidad de cuerpos, de tonos de piel, de rasgos físicos, de estaturas, entre otras características, y tomar en cuenta que ahí radica la belleza, en la diversidad.

También te puede interesar:

¿Los concursos de belleza empoderan a las mujeres?

¿Qué es el pretty privilege?

VIBEtv