Crean prueba de COVID-19 que da resultados con poca saliva

La Universidad Johns Hopkins asegura que la prueba es casi tan eficaz como una de sangre.

175
Crean prueba de COVID-19 que da resultados con poca saliva
EFE

Investigadores de la Universidad Johns Hopkins desarrollaron una prueba de COVID-19 que necesita poca saliva para dar resultados. La prueba sería casi tan exacta como una hecha con sangre.

La noticia podría ayudar a mitigar uno de los problemas con los que los médicos comienzan a lidiar conforme avanza la pandemia: la detección oportuna con una prueba de COVID-19, ya sea con saliva o sangre.

Te puede interesar: ¿Qué países están libres de Covid-19?

El problema es que muchas de las pruebas tienen falsos negativos o tardan demasiado en dar los resultados por lo que una prueba rápida de COVID-19 que funciona con saliva podría ser la solución.

A través de un comunicado de prensa, la Universidad Johns Hopkins explicó que la prueba se basa en varios antígenos del SARS-CoV 2 provenientes de su pico exterior y proteínas de la nucleocápside.

La prueba de COVID-19 con saliva se probó en 24 participantes que comenzaron a presentar síntomas dos semanas después de haber estado expuestos al virus. Los resultados fueron casi tan exactos como los obtenidos con una prueba de sangre.

La prueba de COVID-19 y las mascarillas mitigan la pandemia
Instagram; @vibetvmx

En otro experimento, la prueba de COVID-19 con saliva se probó en 134 participantes que estaban libres del SARS-CoV 2, y todas las muestras salieron negativas, por lo que los investigadores confían en la eficacia de su prueba.

“Si la precisión de nuestro ensayo basado en saliva se confirma en estudios más amplios, este enfoque no invasivo podría facilitar la identificación, a nivel de población, quien ya ha tenido una infección por SARS-CoV 2 y dónde quedan brechas en la seropositividad hacia el invierno y más allá”, declaro el autor principal del estudio, Christpher D. Heaney, profesor de los Departamentos de Ingeniería y Salud Internacional de la Escuela de Medicina de la Universidad de Johns Hopkins.

Algunas de las labores que puede facilitar esta prueba –además de una detección oportuna de casos graves- es la identificación del nivel de exposición o inmunidad en una comunidad o población y así dirigir mejor los esfuerzos de vacunación.

“Esto podría informar los esfuerzos de vacunación dirigida y, después de que las vacunas comiencen a implementarse, ayudar a determinar cuánto tiempo duran los anticuerpos inducidos por la vacuna, todo sin extracciones de sangre repetidas e invasivas”, agregó Heaney.

También te puede interesar:

COVID-19 puede sobrevivir hasta un día en aire de invierno

VIBEtv