5 cosas que no debes hacerle a tu vagina

58
no le hagas esto a tu vagina
no le hagas esto a tu vagina

Existen muchas cosas que no deberías de pensar en hacerle a tu vagina, pero hoy te traemos específicamente 5 que es mejor ni dudar.

Aunque en la actualidad hay mucha publicidad enfocada a adquirir productos para “higiene íntima”, es mejor evitar las duchas vaginales, desodorantes y sprays.

De acuerdo a la Fundación Nemours, la razón es que pueden provocar reacciones alérgicas, irritación e infecciones vaginales; tu vagina no necesita ninguna sustancia química para su limpieza, ya que se limpia sola. Eso sí, debes lavar la zona externa con agua y jabón neutro, pero nunca el interior.

Otras recomendaciones sobre lo que no debes hacer, son:

  • Quedarte con la ropa húmeda: traje de baño, ropa interior sudada, pants del gimnasio, pues pueden propiciar una candidiasis.
  • Limpiarte de atrás hacia adelante. Lo que menos quieres es llevar las bacterias fecales a tu vagina y ponerte en riesgo de infección… lo mismo ocurre con las tangas.
  • Elegir papel de baño perfumado, rasposo o muy delgado, capaz de dejar rastros en tu vagina.
  • No cambiar el rastrillo si rasuras tu zona V, lo mejor es hacerlo cada 2 semanas para evitar que tu piel se irrite.
  • Saltarte el lubricante. Si tu vagina no está lubricada lo suficiente, puede irritarse o incluso sufrir una herida al tener relaciones. También existen lubricantes de sabores que sí se pueden usar en el sexo oral y no tienen azúcar.
  • Utilizar vaselina o cualquier lubricante improvisado. Invierte en un lubricante a base de agua o tu favorito, pero que esté hecho con ese fin.
  • Usar protectores diarios. Usarlos todos los días, sólo mantendrá la humedad de la zona, propiciando el crecimiento de las bacterias.

Si quieres aumentar el placer sexual en los encuentros con tu pareja, existen diferentes estrategias que puedes seguir, desde los juguetes sexuales, las fantasías sexuales, juegos de roles, enfocarte en los juegos eróticos sin penetración, posiciones sexuales, en fin. Existen muchas formas de lograrlo sin poner en riesgo la salud de tu vagina.

Ahora ya sabes para qué sirven las panditas, su papel en el combo amor y las relaciones sexuales. Evita usarlas, al igual que cualquier otra sustancia u objeto que no tenga una finalidad sexual, disfrutar tu sexualidad no debe separarse de ser responsable y cuidar tu cuerpo.

VIBEtv