Cera oriental para una depilación perfecta, aprende a hacerla en casa

¿Buscas un método de depilación natural, eficaz y económico? La cera oriental es la solución ideal. Muy fácil de hacer, es una alternativa atractiva a las ceras convencionales.

8
Cera para depilar
Foto: Shutterstock

Para depilarte, ¿has probado todo: cera fría, depiladora eléctrica, maquinilla de afeitar, crema depilatoria e incluso depilación con cera caliente en un salón? Tantos métodos que cada uno tiene sus ventajas y desventajas: la maquinilla de afeitar es rápida, pero irritante, la depiladora eficaz, pero dolorosa. ¿Alguna otra idea? La cera es una opción natural, duradera y fácil de usar. Teniendo esto en cuenta, ¿por qué no hacer tu propia cera depilatoria en casa?

¿Qué es la cera oriental?

La cera oriental nos llega de Oriente Medio, una verdadera receta de belleza ancestral que se ha utilizado durante siglos. Con la cera oriental, los vellos se extraen del bulbo y, por tanto, el rebrote es mucho más lento, por lo que se pueden garantizar hasta tres semanas de tranquilidad.

Potencialmente 100% natural, económico, muy eficaz, suave con la piel, además es muy fácil de hacer en casa. Sólo incluye algunos ingredientes fáciles de conseguir como: azúcar, agua, miel y jugo de limón.

A diferencia de la cera fría, la cera oriental se puede utilizar para depilar cualquier zona vellosa del cuerpo o del rostro: labio superior o mentón, piernas, axilas, línea del bikini. Para los que tienen prisa, también hay cera oriental lista para usar que puede encontrar en supermercados, pero es tan fácil hacerlo tú misma que sería una pena no empezar a preparar una cera casera.

Azúcar: ingrediente milagroso de la cera oriental

La cera oriental también se llama a menudo “cera de azúcar”. De hecho, el azúcar es su ingrediente principal y es éste, una vez transformado en caramelo, el que permitirá arrancar los vellos.

Gracias a sus propiedades antisépticas, ayuda a la cicatrización y suaviza la piel. Para hacer tu cera casera, lo ideal es elegir una azúcar morena. Un poco más cara que la azúcar convencional, pero que te dará mucha más suavidad.

Receta de cera occidental

Hacer una cera casera es toda una aventura; sin embargo, es necesario respetar unas reglas muy importantes: no comprometer la calidad de los ingredientes, respetar las cantidades al pie de la letra, estar atentas a la cocción y cuidarnos de los riesgos de quemaduras.

Ingredientes:

  • 280 gr de azúcar
  • 60 gr de agua
  • ¼ taza de jugo de limón
  • 20 gr de miel (hidratante y antibacteriano)

Nota: Puedes duplicar las cantidades si quieres hacer más cera casera, especialmente porque se puede guardar durante tres meses en un tarro en el refrigerador sin ningún problema. Luego, sólo debes calentarlo unos segundos en el microondas.

Procedimiento:

  • Paso 1: Verte el azúcar, el agua y el jugo de limón en una cacerola pequeña a fuego lento. Luego revuelve suavemente hasta que el azúcar se derrita y el caramelo comience a formarse.
  • Paso 2: Cuando la preparación comience a burbujear, deja de remover y deja que el caramelo madure. Si tienes un termómetro de cocina, verifica que la temperatura no supere los 120 grados, de lo contrario el caramelo se volverá quebradizo e inutilizable.
  • Paso 3: Luego retira la sartén del fuego y agrega la miel. En este punto, la cera casera está lista, pero demasiado caliente para usar. Por tanto, será necesario dejarla enfriar antes de actuar para evitar cualquier riesgo de quemaduras. Esto no es esencial, pero nada le impide en esta etapa agregar una cucharada de hidrosol de rosas o de azahar a la preparación para que la cera sea más agradable de usar.
  • Paso 4: Cuando la cera esté tibia, trabaja la masa (esto puede tardar varios minutos) hasta obtener una mezcla homogénea, luego forma una bola.
  • Paso 5: Puedes volverla a calentar para usarla o reservar para después.

¿Cómo hacer tu depilación con cera casera?

Un pequeño consejo, el día antes de la depilación, frota para eliminar las células muertas, así tu piel estará aún más suave. Además, puedes hacer tu propio exfoliante casero mezclando una cucharada de azúcar, dos cucharadas de un aceite vegetal de tu elección y un toque de miel para un tratamiento 100% natural.

La cera casera se usa tibia y no requiere el uso de tiras de algodón, pero siempre verifica la temperatura de la cera antes de proceder a la depilación. También asegúrate de que tu piel esté perfectamente seca.

Se recomienda aplicar talco en polvo en la zona a depilar para evitar que el caramelo se pegue a la piel, facilitando la eliminación de la cera. Si no tienes uno, considera también la arcilla o, en su defecto, un poco de maicena.

Extiende la cera con los dedos o un abatelenguas sobre la zona a depilar, luego arranca la tira con gesto firme y siempre en la dirección del crecimiento del vello para sacarlo desde el bulbo.

Cuidado después de la depilación oriental

Puede aparecer un pequeño enrojecimiento después del uso, pero la preparación no contiene productos químicos, no hay riesgo de reacción alérgica. Después de la depilación, puedes eliminar fácilmente los residuos de cera con un poco de agua. Para calmar e hidratar la piel, aplica gel de aloe vera o el aceite vegetal de tu elección.

Beneficios de la cera casera

  • La depilación oriental tiene muchas ventajas:
  • Es menos doloroso, pero también más amigable con la piel.
  • Es 100% natural.
  • Minimiza el riesgo de vellos encarnados y enrojecimiento.
  • Este es un método apto para todo tipo de pieles, incluso las más sensibles.
  • Puedes usar cera oriental casera en cuerpo y rostro. Incluso está especialmente indicado en zonas sensibles como la línea del bikini o el labio superior.
  • Es muy fácil de hacer.

También te puede interesar:

Esta es la rutina de skincare para la noche de Vanessa Hudgens

Mascarilla de cúrcuma para reducir los poros grandes

VIBEtv