México lidera el cambio en el ámbito laboral

79
acoso laboral
acoso laboral

Les traigo una noticia importante para el mundo del trabajo en nuestro querido México. A partir de este 6 de julio, entra en vigor el Convenio 190 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el cual busca eliminar la violencia y el acoso en el ámbito laboral.

Pero eso no es todo, porque también implica que el gobierno federal tendrá que hacer ajustes en la Ley Federal del Trabajo para cumplir con este nuevo tratado. ¡Vamos por buen camino!

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ViBE TV (@vibetvmx)

Aunque en el 2019 se incluyeron algunas obligaciones para los patrones con la reforma laboral, ahora con el Convenio 190 se esperan nuevos cambios en la legislación. Así lo aseguran los especialistas en el tema. Fermín Lecumberri Cano, socio de la práctica Laboral y Seguridad Social de Sánchez Devanny, nos dice que “los patrones en México deberán tener mucho cuidado y revisar si cuentan con estos nuevos lineamientos”.

Además, Adrian Castillo, consejero Von Wobeser y Sierra, nos recuerda que es necesario trabajar tanto en el gobierno como en las empresas para crear ambientes laborales donde todas las personas sean tratadas con dignidad y respeto en todos los niveles de la organización.

México se pone a la vanguardia mundial al ser el noveno país en hacer vigente este convenio. Ahora toca adecuar nuestra legislación para estar en sintonía con los estándares internacionales. Y, ¿qué aspectos se espera que sean modificados? Pues se menciona que se hará hincapié en las obligaciones de los patrones, estableciendo qué puntos deben tener los protocolos y políticas internas para prevenir la violencia y el acoso laboral.

acoso en el entorno laboral
acoso en el entorno laboral 

Por supuesto, también es importante destacar que este convenio se enfoca en la violencia y el acoso laboral de género contra las mujeres. Es una batalla que debemos librar juntos, con la participación de las autoridades laborales, los empleadores, los trabajadores y los sindicatos. Todos tenemos la responsabilidad de eliminar la violencia y la discriminación en nuestros centros de trabajo.

Es momento de construir una cultura corporativa donde el respeto y la dignidad sean los pilares fundamentales. La ley puede guiarnos y castigarnos, pero lo que realmente cambiará las cosas es la mentalidad y los valores que cultivemos en nuestras oficinas, fábricas y campos de trabajo.

Te puede interesar:

Asocian diferencias en cerebros con desigualdad de género

¿Qué es el binarismo de género?