Wuhan festeja en bares mientras España suma 11 mil contagios en un día

La ciudad lleva varias semanas con la reapertura y ningún caso local.

54
Wuhan festeja en bares mientras Esoaña suma 11 mil contagios en un día
Reuters

Wuhan, la ciudad en donde se originó la actual pandemia de COVID-19 parece haberse saltado el 2020 ya que mientras Europa teme una segunda ola de contagios, la ciudad china cuna del coronavirus ya tiene de vuelta los bares repletos de personas sin cubrebocas.

Lo que todavía parece una escena muy lejana para el resto del mundo, para Wuhan ya es una realidad cotidiana desde prácticamente abril, cuando comenzó a registrarse un descenso considerable en los contagios.

Para mediados de mayo, y tras la aplicación de 9.9 millones de pruebas en una población de 11 millones, Wuhan ya no reportaba casos locales de COVID-19. Luego de 76 días en cuarentena, la ciudad china reabrió operaciones y, casi un mes después, reanudó actividades como si nada hubiera pasado.

No hay necesidad de cubrirse

Mientras en España registran una cifra histórica de casos de contagio (más de 11 mil en un solo día), en Wuhan los jóvenes bailan en los centros nocturnos sin mascarillas y sin respetar la sana distancia, a pesar de que la pandemia sigue.

Aunque las autoridades chinas insisten en que la pandemia y las medidas de protección siguen activas, la mayoría de la población ya se olvidó del uso de las mascarillas y acude a restaurantes, fábricas y cines sin el menor cuidado de higiene, de acuerdo con medios como The New York Post.

Las imágenes le dieron la vuelta al mundo este fin de semana luego de que Vice hizo un reportaje sobre el regreso a la normalidad en Hubei, una de las tantas zonas que vio nacer la pandemia de COVID-19 a principios de año.

Con un total de 50 mil contagios y dos mil 500 decesos (el 77% de los que se registraron en China), Wuhan festeja incluso en reuniones masivas como las que le dieron la vuelta al globo hace unas semanas donde se aprecia a cientos de personas bailar juntos en la misma alberca.

Detección oportuna

La clave para que Wuhan pudiera salir de la crisis de salud mucho más rápido que el resto del mundo fue la aplicación de pruebas entre la población, teniendo como ventaja que la mayoría de las empresas que producen este tipo de pruebas están en Asia.

Además de ello, los controles sanitarios tanto en aeropuertos como en puntos de acceso fue mucho más estricto al grado que hoy se mantienen activos, así como la aplicación de pruebas con base en un sistema de rastreo aplicado a los ciudadanos (el cual incluye el monitoreo de la temperatura desde las cámaras de seguridad).

“Muchos ciudadanos han bajado la guardia y ya no usan máscaras cuando salen a las calles. La reapertura de Wuhan no significa que todo esté limpio, tampoco significa la relajación de las medidas preventivas de la epidemia y los puntos de revisión”, advirtió Lou Ping, el oficial de control epidémico chino a la cadena oficial CCTV en abril.

VIBEtv