¿Las alergias regresaron?: 11 consejos naturales para aliviarte

Hay muchos trucos naturales para erradicar los síntomas.

17
Remedioa naturales para la alergia
Foto: Pexels

Y aquí vamos de nuevo con la temporada de alergias: los estornudos, la secreción nasal y la irritación de los ojos marcarán nuestros días con la llegada del buen tiempo. Pero, ¿realmente has probado todo en términos de remedios? De hecho, hay muchos trucos naturales para erradicar los síntomas. Prepara papel y pluma para escribir lo que, quizás, podría salvarte la vida en caso de una crisis.

11 remedios naturales para acabar con las alergias

  • Inhala aceites esenciales

El estragón (o mejorana origanum), la manzanilla romana, la lavanda o incluso la verbena se convertirán en tus mejores aliados contra las alergias. También es posible aplicarlos en forma de masaje en las vías respiratorias (nariz, pulmones, garganta, etc.), los aceites esenciales ayudan a reducir la frecuencia de los ataques de estornudos. 

  • Evita hacer esfuerzo físico

Y sobre todo si hace calor, es mejor no exponerse a la contaminación exterior que irrita las vías respiratorias y permite que el alérgeno penetre más fácilmente.

  • Bebe infusiones y tisanas

El tomillo es un poderoso antiséptico y la ortiga fresca es un antihistamínico natural. De igual forma puedes añadir menta, ya que ayuda a desinflamar. 

  • Lava tu cabello por la noche

Esto evita que las partículas se asienten por todo el interior después de un día al aire libre. El cabello es de hecho un enorme colector de todo tipo de partículas. Al lavarlo y/o cepillarlo antes de acostarte, evitas respirar alérgenos durante toda la noche. Un pequeño consejo: para evitar capturar demasiado polvo, polen etc., átate el pelo si es largo o ponte un sombrero.

  • Prueba una dieta antiinflamatoria

Evitando el gluten, los productos lácteos, los embutidos, el vino y la cerveza. Elije aceites orgánicos extraídos en frío ricos en omega 3 (nueces, colza, camelina, cáñamo, etc.), rábano negro, ajo o incluso cebolla. El jugo de cebolla también es un remedio eficaz para luchar contra las alergias al polen.

  • No seques tu ropa al aire libre

Para evitar que las partículas se adhieran a tus prendas, es mejor dejarlas  en el baño después de ducharte para que no traigas los gránulos a la habitación donde duermes.

  • Consume vitamina C

Apuesta por los cítricos que darán energía a tu sistema inmunológico, especialmente estresado durante las alergias. La vitamina C tiene una acción antihistamínica natural, además de ser un antioxidante que protege la piel de los daños ambientales (contaminantes, polen, etc.).

  • Abre las ventanas por la mañana y por la tarde

Temprano en la mañana o tarde en la noche. Estos son los momentos del día en que el aire contiene menos polen y contaminantes. Por otro lado, es mejor evitar abrir las ventanas en los días de mayor riesgo. Lo mismo cuando estás en el coche, aunque haga calor, evitas abrir las ventanillas (dentro de lo razonable, claro). 

  • Usa lentes de sol

Además de protegernos de los rayos UV, reducen la exposición al polvo y por tanto el picor en los ojos.

  • Evita cortar el césped

La creación de una nube de polen en la puerta de tu casa… Por cierto, un pequeño consejo: si aún no has instalado un césped en tu jardín, elige uno con un bajo contenido de polen. No dudes en buscar la ayuda de un paisajista profesional para esto.

  • Prepara un snack de manzana y nuez

Ricas en magnesio, las nueces ayudan a reducir los ataques de tos o sibilancias. Su contenido en vitamina E protege tu cuerpo contra las reacciones a los alérgenos. Las manzanas contienen quercetina, un flavonoide que reduce la producción de histamina.

También te puede interesar:

¿Cómo aliviar el dolor de espalda? 5 consejos para probar

¿Qué es la “depresión vaginal”? Te explicamos

VIBEtv