¿Es sano ser amiga de tu hija? Esto dicen los expertos

100
Hija y Mamá
Foto: Pexels

Cuando vemos las actuales series de adolescentes una “enseñanza” común predomina: “las mamás tienen que ser amigas de sus hijos para educarlos correctamente”. Pero, ¿qué opinan los expertos sobre esto? ¿Lo aprueban? ¿Lo rechazan?

Bueno, la respuesta corta es que los expertos están divididos.

Los padres no deben ser amigos de sus hijos

Por ejemplo, en su libro The Narcissism Epidemic, los autores Jean Twenge y W. Keith Campbell afirman que los padres no deben ser amigos de sus hijos, ya que, de lo contrario, pueden tener dificultades para hacer cumplir las reglas y los estándares.

Por su parte, Julie Lythcott-Haims, autora de How to Raise an Adult, revela que mientras trabajaba como decana de primer año en la Universidad de Stanford, se alarmó por la oleada de papás y mamás que estaban demasiado involucrados en la vida de sus hijos… universitarios.

Ella afirma que los padres que han sido amigos de sus hijos experimentan ansiedad por separación, depresión, soledad, falta de propósito o síndrome de nido vacío cuando sus hijos se van de casa. Esto es debido a que no han mantenido sus propias identidades e intereses separados.

Los papás sí deben ser amigos de sus hijos, pero con cuidado

Ahora bien, Ken Rubin, profesor de desarrollo humano en la Universidad de Maryland, entiende que los padres quieran ser amigos de sus hijos, quienes finalmente los ven como la única o la más importante fuente de apoyo, principalmente en la adolescencia.

“Si tienes un padre paciente, cariñoso y comprensivo y suceden cosas con tu mejor amigo, siempre puedes acudir a tus padres en busca de apoyo. Entonces, cuando la gente dice, ‘Mi mamá es mi mejor amiga’, eso podría ser completamente correcto”, le dijo Rubin a The Cut.

Pero, ser amigo es solo una parte del trabajo de los padres, que también tienen que dedicar su energía para lograr que sus hijos se conviertan en adultos funcionales, lo que significa establecer reglas y límites.

“Creo que hay elementos de amistad. Las relaciones entre padres e hijos pueden ser cálidas, de aceptación, de respuesta y de confianza. Pero, en algún momento, la responsabilidad recae en los papás. Asegurarse de que su hijo se mantiene a salvo y fuera de los problemas -a veces eso significa tirar de rango, decir que algo no es aceptable, de una manera que un amigo probablemente no haría o no podría hacer”, explica Judith Smetana, profesora de psicología de la Universidad de Rochester.

Bajo esta idea, la recomendación sería que los padres sean amigos de sus hijos, pero respetando que son ellos quienes deben establecer las reglas y guiarlos, además de no contarles cosas relacionadas a los problemas económicos, laborales y la vida romántica o sexual.

También te puede interesar:

¿Por qué es peligroso que compartas fotos de tus hijos en redes sociales?

VIBEtv