EMA incluye miocarditis y pericarditis como posibles reacciones a vacunas de Pfizer y Moderna

Este ya es un posible efecto secundario reconocido de las vacunas de ARN mensajero.

27
Aplicación de vacuna de Pfizer
Foto: EFE

Este viernes 9 de julio, la Agencia Europea de Medicamentos (EMA por sus siglas en inglés) confirmó que las vacunas contra COVID-19 basadas en el ARNm, es decir, Pfizer/BioNTech y Moderna, podrían tener un posible vínculo con varios casos muy raros de miocarditis y pericarditis después de la vacunación, por lo tanto, se podrían agregar como efectos secundarios.

El Comité de Seguridad de la EMA (PRAC) concluyó en una reunión esta semana para analizar la información disponible compartida por médicos europeos que la detección de casos de miocarditis y pericarditis en algunas personas vacunadas con Pfizer o Moderna puede ser un efecto secundario de este preparado.

A partir de ahora, estos dos síntomas se incluirán en la información del producto, al tiempo que se advierte a los profesionales de la salud y a los pacientes que reciben estas vacunas que estén al tanto de este efecto secundario, el cual dicen que es inusual.

¿Qué es la miocarditis y la pericarditis?

La miocarditis es la inflamación del miocardio (músculo cardíaco) y la pericarditis es la inflamación de las membranas que rodean el corazón. Los síntomas de estas inflamaciones pueden variar, pero generalmente incluyen: dificultad para respirar, latidos cardíacos acelerados posiblemente irregulares y dolor en el pecho.

Para llegar a sus conclusiones, el PRAC analizó 145 miocarditis y 138 pericarditis en pacientes tratados con Pfizer, y 19 miocarditis y 19 pericarditis en Moderna (Spikevax, nombre comercial) reportadas a través de la base de datos, según con EFE.

Los países del Espacio Económico Europeo (EEE) incluyen 27 países de la Unión Europea, además de Islandia, Liechtenstein y Noruega. Desde un punto de vista general, estos casos ocurrieron en un total de 177 millones de dosis de Pfizer y 20 millones de dosis de Moderna al 31 de mayo en el EEE, aunque el PRAC también consideró y revisó casos de países de todo el mundo.

Por el contrario de los ensayos clínicos que involucran a un número limitado de voluntarios, la campaña de vacunación a gran escala en curso permite detectar reacciones adversas no identificadas durante el uso de la vacuna en el ensayo debido a diferentes características e historial médico.

También te puede interesar:

Exigen a gobierno federal garantizar acceso a antirretrovirales y tratamientos hormonales

VIBEtv