94% de muertos por COVID-19 eran obreros, amas de casa y retirados: UNAM

La reciente investigación evidencia que quienes más han sido afectados por la pandemia, son a quienes se les considera de bajos recursos.

226
Muertos por COVID-19
Foto: EFE

El pasado domingo 23 de mayo se reveló un estudio realizado por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en el que explica que el 94% de las personas que fallecieron en México por COVID-19 eran obreros, amas de casa y retirados con condiciones económicas adversas; de hecho, la mitad no concluyó los estudios de primaria.

Se detalló en el reporte “Impacto de los determinantes sociales de la COVID-19 en México” que el 92% de los decesos sucedieron en instituciones públicas de salud, la mitad de esta cifra fue en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), mientras que el 2% se dio en hospitales privados.

“Los datos aquí mencionados apuntan a grandes diferencias tanto en nivel de contagio como en la gravedad y mortalidad de COVID-19, según el nivel socioeconómico”, detalló la investigación llevada a cabo por la Facultad de Medicina de la UNAM.

Nuestro país ocupa el puesto número cuatro con más muertes causadas por el virus de SARS-CoV-2 en todo el mundo, con un total de 221 muertes y casi 2.4 millones de contagios confirmados, según con la información manejada por la agencia de noticias EFE.

De acuerdo con el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), esta crisis aumentó entre 8.9 y 9.8 millones de mexicanos con ingresos muy por debajo a la Línea de Pobreza por Ingresos.

Dicho estudio realizado por la UNAM analizó las cifras hasta el pasado 11 de marzo, cuando nuestro país contabilizaba 2.14 millones de casos y 192 mil 488 muertes causadas por el nuevo coronavirus.

La mitad de estas muertes, según la investigación, se suscitaron en personas pertenecientes a un nivel educativo no mayor al de la primaria. Se agregó que las personas de bajos ingresos que viven en municipios de alto nivel socioeconómico han sido las más propensas a contagios y posteriormente, a la muerte.

“En México, la baja escolaridad está asociada a condiciones precarias de vida y salud y a un mayor riesgo de muerte. No cabe duda de que el covid-19 ha afectado en gran medida a la población con menor escolaridad”, enfatiza el informe.

Se dio a conocer en aquellos estados en los que se pueden observar diferencias muy pronunciadas en la tasa de mortalidad: la CDMX encabeza la lista con un índice de 318 decesos por cada 100 mil habitantes, detrás de la capital se encuentra Baja California con 210 y Sonora con 199.

Las entidades que se mantuvieron con tasas más bajas fueron Chiapas con 25, Oaxaca con 73 y Michoacán con 98.

Se detalló también en la investigación que únicamente uno de cada cuatro personas contagiadas, es decir, el 25%, recibió atención médica.

“A nivel nacional, solo una de cada cinco personas fallecidas por COVID-19 fue atendida en una Unidad de Cuidados Intensivos (UCI)”, especificó.

Los expertos también destacaron los diferentes impactos sobre cerca de 7.2 millones de indígenas, con una tasa de mortalidad del 17.4%, “duplicando la prevalencia de la población en general”.

“Resulta evidente que las inequidades sanitarias en grupos vulnerables de nuestro país son una realidad que ha configurado el estado de salud de cada individuo y ha dado como resultado una mayor afectación por el SARS-CoV-2”, finalizó el estudio.

También te puede interesar:

India lidia ahora con epidemia de murcomicosis; suman casi nueve mil casos

Aumento de casos en Campeche no fue por clases presenciales: Ssa

Problemas cardiacos son detectados en jóvenes de EU vacunados con Pfizer y Moderna

Campeche suspende clases presenciales; Nayarit también da marcha atrás

VIBEtv