Mujeres vacunadas con Pfizer transmiten anticuerpos a bebés a través de leche materna

Las mujeres vacunadas contra COVID-19 también protegen a sus hijos si los amamantan, según un nuevo estudio.

150
Mujer alimenta a su hijo con leche materna
Foto: Pixabay

Las mujeres lactantes vacunadas contra COVID-19 transmiten los anticuerpos a sus bebés, según un estudio realizado en la Universidad de Medicina de Washington en Estados Unidos y publicado el 30 de marzo en la revista American Journal of Obstetrics and Gynecology, los anticuerpos producidos en respuesta a la vacuna anticovid pasarían de hecho en cantidades significativas a la leche materna.

Anticuerpos de la primera dosis

Este estudio involucró a cinco madres, que proporcionaron muestras de leche materna a los investigadores antes y después de recibir la vacuna Pfizer. Luego, los científicos midieron los niveles de anticuerpos en la leche antes de la vacunación y luego cada semana hasta 80 días después de la primera inyección.

Los resultados arrojaron que la leche materna contiene altos niveles de anticuerpos contra el coronavirus inmediatamente después de la primera dosis de vacuna y los anticuerpos alcanzan niveles inmunes significativos dentro de los 14 a 20 días posteriores a la primera vacunación en todos los participantes.

Protección de al menos 3 meses

La protección contra el SARS-CoV 2 en los recién nacidos puede durar cerca de tres meses, según una de las investigadoras, la profesora Jeannie Kelly, coautora del estudio, quien incluso cree que ” la protección probablemente dure aún más”.

Por lo tanto, los hijos de los participantes, de un mes a dos años al comienzo del estudio, habrán recibido altos niveles de anticuerpos mientras consumían esta leche materna y adquirida inmunidad contra el nuevo coronavirus.

“Estos anticuerpos recubren la boca y la garganta de los bebés cuando toman leche materna y los protegen contra las enfermedades”, dice el profesor Kelly.

Un mecanismo observado con otras vacunas

Así, estar vacunado durante la lactancia protege no sólo a la madre, sino también al bebé, y esto durante meses, de acuerdo con la especialista en obstetricia y ginecología.

El único inconveniente es que el estudio sobre se limita a un número muy reducido de participantes. Si los resultados son alentadores, ahora deben confirmarse en estudios realizados en un gran número de mujeres en período de lactancia.

En teoría, la transferencia de protección inmunológica a través de la leche materna tiene mucho sentido y ya se ha observado con otras vacunas. La leche materna, por ejemplo, contiene altos niveles de anticuerpos hasta seis meses después de la vacunación de la madre contra la influenza o contra la tos ferina, recuerdan los autores del estudio.

¿También las mujeres embarazadas?

Con las inoculaciones en contra del virus SARS-CoV-2, también hay un beneficio inmunológico durante el embarazo. Los estudios ya han demostrado que los anticuerpos producidos por una mujer embarazada vacunada atraviesan la placenta y protegen al feto.

Doble protección que explica el consejo del profesor Kelly, quien recomienda a sus pacientes embarazadas y en período de lactancia que se vacunen lo antes posible.

También te puede interesar:

Estudio revela que hombres no saben cómo apoyar la lucha por la equidad de género

Investigan mala praxis en aborto legal que provocó muerte de feminista en Argentina

Pandemia no acabará si no hay vacunas para todo el mundo: Angela Merkel

VIBEtv