En la prevención del cáncer de cuello uterino, los hombres también juegan un papel central

Este tipo de cáncer es la cuarta causa de muerte de mujeres a nivel mundial.

486
útero
Foto: Pixabay

Este 26 de marzo se conmemora el Día Mundial de la Prevención del Cáncer de Cuello Uterino y aunque parezca un tema que incumbe sólo a mujeres, también debe ser prioritario para los hombres, ya que son los principales portadores del virus del papiloma humano, vinculado como la principal causa de este cáncer.

De acuerdo con datos de la agencia internacional EFE, el cáncer de cuello uterino es la cuarta causa de muerte en mujeres a nivel mundial y cada año se reportan al menos 31 mil 500 muertes de mujeres, a pesar de que es una enfermedad tratable.

Uno de los factores que propician estos datos es que no se detectan a tiempo las variantes del virus del papiloma humano que desarrollan este tipo de cáncer. Generalmente se cree que un Papanicolau es suficiente para detectar cualquier riesgo, pero esta prueba no es suficiente para localizar las variantes más peligrosas.

Para un diagnóstico más preciso, se recomienda realizar test moleculares del VPH los cuales permiten identificar en un 99% posibles casos de cáncer de cuello uterino.

Según datos de la OMS, el cáncer de cuello uterino afecta principalmente a mujeres jóvenes 35 y 55 años y el 70% está relacionado con las cepas de VPH 16 y 18.

Un problema que atañe a hombres

Aunque hay estadísticas que señalan que entre el 50% y el 70% de la población sexualmente activa tendrá por lo menos una vez en su vida algún tipo de VPH, lo cierto es que el riesgo es mucho menor para hombres, pues es raro que desarrollen algún tipo de cáncer y generalmente logran curarse sin presentar síntomas.

Si bien no existe una prueba específica para detectar VPH en hombres, las pruebas de PCR son muy efectivas para el diagnóstico, pues se puede conocer incluso qué tipo de cepa se tiene.

Desde 2020, la OMS se ha dedicado a la erradicación del cáncer de cuello uterino a través de tres pilares fundamentales: lograr 90% de vacunación contra VPH; 70% de cobertura de tamizaje, y el 90% de acceso al tratamiento.

“Se considera que se puede haber erradicado cuando se alcance en todos los países una tasa de incidencia de menos de 4 casos por cada 100 mil mujeres”, explicó Alfredo Núñez, ginecólogo del instituto Nacional del Cáncer en Chile en entrevista para EFE.

Con información de EFE

También te puede interesar:

México concentra sus esfuerzos de vacunación ahora en la Megalópolis

“Fue lo más aterrador que he vivido”: paciente de Covid-19 desarrolló psicosis

¿Qué es la violencia económica y cómo afecta a las mujeres?

¿Cuántas y cuáles vacunas contra Covid-19 ha recibido México?

VIBEtv