¿Tienes perro? Estas son 5 cosas que no debes de hacer

Ten en cuenta estas recomendaciones y no pierdas la oportunidad de devolverle un poco del amor que tu perro te regala día con día.

217
Perro cosas que no debes hacer
Karolina Grabowska en Pexels

Si amas a tu perro, entonces debes de llevar al pie de la letra estas recomendaciones para cuidarlo, ofrecerle calidad de vida y hacerlo feliz.

Es vital que como humanos comprendamos el lenguaje y la comunicación de nuestros amigos caninos para identificar sus necesidades y regresarles un poco del afecto que ellos nos dan sin palabras, pero con acciones perrunas que nos encantan.

5 cosas que no debes hacer con tu perro

1. Enojarte porque te demuestre su afecto

Si tu perro se te avienta, te ensucia, te babea y ladra al verte… ¡no lo regañes! Él lo hace para demostrarte su cariño y porque talvez te extrañaba y se emociona al verte. Tu mascota es auténtica y jamás pedirá permiso para amarte incondicionalmente, por esta misma razón nunca te enfades ni lo castigues por sus reacciones espontáneas.

2. Humanizarlo o querer cambiar su forma de ser

No es una persona, es un perro con personalidad y, en consecuencia, tiene sus propias necesidades. Cuando intentas humanizarlo o tratarlo como humano, lo único que ocasionarás es que sufra porque talvez tu perro no esté de acuerdo con ciertas actitudes y él no puede expresarlo libremente.

Respetarlo y quererlo con su propia forma de ser lo hará sumamente feliz.

3. Permitirle todo y no educarlo correctamente

Los problemas de conducta en caninos generalmente están asociados con una mala educación y una socialización deficiente. Educarlo te permitirá enseñarle las normas del hogar para fomentar una convivencia sana y segura para todos los integrantes de la casa. De esta manera, podrás prevenir problemas de comportamiento y accidentes domésticos.

Recuerda que adiestrar a tu perro es el mejor ejercicio que puedes brindarle para estimularlo a nivel físico, cognitivo, emocional y social.

4. Castigarlo física o emocionalmente

Si quieres educar a tu mejor amigo, jamás debes recurrir a la violencia, fuerza física, y mucho menos a la humillación psicológica. Golpearlo, castigarlo, encerrarlo, gritarle, ofenderle y regañarle, todas estas acciones sólo exponen a tu amigo a emociones negativas, como el miedo y el estrés.

Un perro que tiene miedo, está asustado y no confía en su propietario no sólo tendrá enormes dificultades para aprender, sino también podrá adoptar una postura defensiva y hasta llegar a atacar si se siente amenazado. Los castigos son peligrosos y contraproducentes.

5. Abandonarlo, encerrarlo o ignorarlo

Es sencillo: si vas a adoptar un canino, hazte cargo de él. Los perros son animales inteligentes y sensibles que requieren tiempo y espacio para desarrollarse correctamente.

Adoptar a un amigo peludo requiere una planificación previa y mucha responsabilidad. Necesitarás alimentarlo, llevarlo al veterinario, vacunarlo, desparasitarlo y estimularlo física y mentalmente.

Ignorar las necesidades físicas y emocionales de tu mejor amigo, no proporcionarle los cuidados que requiere para estar sano y feliz, es sinónimo de abandono. Llévalo a pasear contigo, muéstrale tu afecto, consiéntelo y cuídalo. ¡No te arrepentirás!

Con información de Experto Animal.

Te puede interesar: Cementerio de mascotas en CDMX: en su tumba se siembra un árbol y una flor

 

VIBEtv