¿Cómo mantener el optimismo en una pandemia?

Para mantener el optimismo en la pandemia por COVID-19, te recomendamos que no te aisles y hables de lo que piensas y sientes con alguien de confianza.

214
optimismo en pandemia
Foto: Pixabay.

La pandemia de COVID-19 ha afectado a un sin fin de personas alrededor del mundo, esta situación que ha generado crisis en empleos, educación y en la economía también ha llevado a la depresión a muchas personas que perdieron algo o a alguien debido a la pandemia.

La crisis sanitaria afecta a la salud física como a la mental de las personas, incluso a muchas personas les cuesta sentirse optimistas durante la pandemia, ya que no piensan en sentirse felices ante la incertidumbre que genera el futuro en este momento.

Al respecto la neurocientífica Tali Sharot afirmó ante medios de comunicación que todavía en el contexto de la pandemia, es posible que se pueda mantener el optimismo incluso en los peores momentos de la pandemia por COVID-19.

“La sensación de control es muy importante para la felicidad”, ha sido la clave de estudiar el optimismo. Sharot y un grupo de científicos del University College de Londres, Inglaterra, revelaron que el control es el principal factor de la felicidad y de las maneras de aumentar esa sensación de hacer planes.

A pesar de la aparente imposibilidad de esa tarea, esta especialista destaca que a veces basta con planear una cena con los amigos o dar un paseo porque “la anticipación misma nos hace felices”, comentó la científica.

“Es importante mantener el hábito de hacer planes, anotarlos en un diario y tener algo que podamos esperar”, concluyó Tali Sharot.

El optimismo lo puedes encontrar con el contacto

Mantener el contacto con el grupo de amigos o familiares es fundamental para mantener el optimismo. Lo ha sido durante todo el confinamiento y lo seguirá siendo en todas las fases que vengan, con pequeñas interacciones que ahora las redes sociales han hecho más fáciles.

Durante estos meses también se ha creado un fuerte sentimiento de comunidad, y un ejemplo es el aplauso sanitario en España que se agendó cada día a las 8 de la noche. También los aperitivos en Zoom, las bodas virtuales por Skype o las videollamadas con una cerveza en la mano. Son actividades que ayudan a seguir en contacto con el mundo anterior, mantener el optimismo y han creado una nueva rutina.

Te puede interesar:

¿Qué es el autocuidado y cómo cuidar tu salud mental?

VIBEtv