Murió mi mascota: ¿Cómo vivo el duelo?

Las personas pasan este proceso sintiendo vergüenza por la fala de compresión de sus familiares y amigos

223
Duelo por la muerte de una mascota
jenniferva/Pixabay

Quienes tenemos mascotas, sabemos el valor e importancia de su presencia en el hogar: se convierten en nuestros mejores amigos, en compañeros de vida e incluso son un miembro más de la familia. Así que sufrir su pérdida, puede provocar un absoluto vacío emocional, que llega a afectar el ejercicio laboral y social en la etapa de duelo.

De acuerdo con un estudio del Departamento de Ciencias Animales de la Universidad de Hawái, Estados Unidos, durante el duelo, el 30% de los dueños llegan a sentir dolor durante medio año o más, mientras que para un 12% supone un suceso muy traumático en sus vidas.

De acuerdo con especialista en Tanatología, cerca del 50% de las personas que sufrieron la muerte de sus animales de compañía, presentan dificultades en sus áreas laborales y pueden perder el interés en su vida social, mientras pasan su periodo de duelo.

A este sentimiento de dolor, se suma la vergüenza, porque familiares y amigos no logran comprender su estado emocional por el que atraviesan durante su duelo, al recordar el vínculo especial y significativo que se tenía con la mascota.

Te puede interesar: ¿Cómo cuidar y alimentar a una mascota geriátrica?

Cinco procesos durante el duelo

Regresando a datos del estudio, el 37% de las personas que perdieron a su compañero de vida, fue porque se vieron obligadas a elegir la eutanasia par poner fin al sufrimiento de sus mascotas por enfermedades graves. El hecho causó un sentimiento de culpa y mayor problema para superarlo, incrementando el tiempo de duelo.

Por su parte, especialistas de Boehringer Ingelheim Animal Health explican que hay que ser muy cautelosos sobre el abanico de sentimientos que llegan a experimentar los propietarios. Razón para concientizar a familiares y amigos, sobre la importancia que tienen permitirles vivir su duelo.

Así que es fundamental apoyarlos durante el proceso de duelo, jamás reprimir sus emociones y ser empáticos lo mayormente posible, sobre todo en el momento de hablar sobre el tema.

Una de las recomendaciones que dan los veterinarios de Boehringer Ingelheim Animal Health, es evitar la conservación de los objetos que eran de la mascota como cama, juguetes, collares y utensilios donde tomaban sus alimentos y agua, entre otras cosas, en caso de que la muerte fue provocada por un virus.

Te pueded interesar: Enfermedades cardiacas en perros: ¿cómo identificarlas?

Proceso de duelo

Negación: negarse a sí mismo o al entorno que ha ocurrido la pérdida.

Descontento: por no poder evitar su muerte, buscando razones  y sentir culpa

Negociación: entender los pros y contras. Se intenta buscar una solución a pesar de que el “hubiera” no existe.

Depresión: pueden llegar a ocurrir episodios depresivos que deberían ceder con el tiempo

Aceptación: Se asume que la pérdida es inevitable. No es lo mismo aceptar, que olvidar

VIBEtv