5 consejos para proteger a tus hijos del abuso del Internet

Seamos realistas, es difícil aislarlos de esta fuente de información y comunicación.

21
Abuso del Internet en tus hijos
Foto: Pexels

Si la generación X creció con Internet, los treintañeros hemos evitado (en su mayor parte), las punzadas de la red. Infortunadamente, este no es el caso de la Generación Z. Nacidos en una zona donde la tecnología es la reina, estos últimos no tuvieron más remedio que utilizarla. Problema: si el Internet aún tiene grandes cualidades lúdicas y prácticas, sus excesos son numerosos.

¿Cómo podemos proteger a nuestros hijos, explicarles de manera concreta cómo el Internet y las redes sociales pueden ser riesgosas? Aquí hay 5 consejos para protegerlos y sobre todo educarlos. 

Seamos realistas, es difícil (y no necesariamente útil) aislarlos de esta fuente de información y comunicación. Proteger a los niños de los excesos de Internet pasa sobre todo por el diálogo con ellos.

5 formas de proteger a tus hijos del abuso del Internet

  • Abordar el tema de seguridad digital y redes sociales

Es una apuesta segura que tu hijo ya tiene, o planea tener pronto, una cuenta de Facebook, Instagram y/o Twitter. Nada de malo con eso. Sin embargo, debe entender que lo que pone en Internet ya no le pertenece. Cada dato (número de teléfono, dirección postal, dirección de correo electrónico, lugar de estudio, etc.) puede ser accesible a un usuario malicioso.

En esta etapa es mejor aconsejarlos y decirles que entre menos hablen sobre su situación personal, lugar de residencia, datos de contacto, será más seguro para él o ella. También puedes mostrarles cómo hacer que su perfil sea lo más seguro posible, haciendo que sus datos no sean públicos

La idea es no preocupar a los niños sino exponerles las cosas. En concreto, hay toda una sección fácil y divertida sobre este tema en la configuración de privacidad en Facebook y otras redes sociales. 

  • Enséñale a dar un paso atrás en las redes sociales

¿El objetivo principal de los influencers y sus ubicaciones de productos? Preadolescentes, adolescentes y adultos jóvenes. Puede ser muy fácil hacer creer a un adolescente que tal o cual producto revolucionará su vida. 

Ante esto, es normal que quiera adquirir lo que su figura pública recomienda. ¡Incluso si eso significa gastar sus ahorros! Por ejemplo, puedes pedirle que hable contigo al respecto cuando quiera comprar un producto en particular.

Lo mismo ocurre con la vida onírica de los influencers que sólo fotografían los mejores momentos de su vida o, en ocasiones, retocan al extremo ciertas partes de su cuerpo. La nocividad de las redes sociales como Instagram está demostrada. Tiene un impacto negativo real en la autoimagen. Sobre todo entre las adolescentes a las que se les mete en la cabeza copiar esos ideales físicos que son inalcanzables, ya que son intangibles.

Abre un diálogo con tu hijo/hija y sugiérele que sólo siga a personas influyentes que los inspiran de manera positiva y que hagan las preguntas correctas. Anímalo a desarrollar su propia opinión y no seguir ciegamente lo que dictan las masas.

Habla con él/ella sobre la importancia de la confianza en sí mismo y la necesidad de dar un paso atrás cuando se trata de la vida de los demás. Mentir es muy fácil, especialmente en Internet.

  • Sensibilizarlos sobre el acoso en línea

Hay innumerables historias de suicidio y otros dramas que han ocurrido como resultado del acoso escolar en línea. Si nuestros jóvenes son cada vez más conscientes de ello, es importante como padre volver a ponerlo para que tu hijo entienda en qué consiste y qué efectos puede tener. 

Aquí, es importante crear un vínculo de confianza. Tu hijo/hija necesita saber que si hay algún problema, puede acudir a ti de inmediato y que tomarás las medidas necesarias para detener o solucionar el asunto. Él/ella debe entender que la vergüenza debe cambiar de bando. Y que son los que acosan los que deben ser atrapados, no las víctimas.

  • Involúcrate en su vida online

Ojo: no se trata de posicionarte detrás de su pantalla y espiarlos. La idea es sobre todo hacerles preguntas sobre lo que les gusta hacer en Internet. ¿Qué sitios consulta, por qué razones? Si eres usuario, incluso puedes recomendar ciertos sitios divertidos o prácticos.

Si tú mismo tuviste algunas malas experiencias en tu juventud (reunión virtual con una persona mal intencionada, por ejemplo), este es el momento de hablarlo. Aunque es muy pronto para que usen aplicaciones de citas, algunos juegos en línea o redes facilitan conocer gente. 

Incluso si eso significa enfrentarse a un depredador sexual. Por lo tanto, es importante que tu hijo sepa reconocer ciertos signos. Y que, pase lo que pase, es mejor que te hable sobre esta nueva “amistad”. 

  • Empodera y limita su acceso a Internet

¿Quién no se ha quejado nunca de los adolescentes que se pasan la vida pegados a la pantalla de su smartphone aunque eso signifique aislarse del resto del mundo? 

Si has acompañado a tu hijo en el descubrimiento de Internet, conoce más o menos sus límites y peligros. Ya sea para su desarrollo personal como futuro adulto o para su estado actual de adolescente, es importante empoderar, hacerles entender que nuestras elecciones tienen consecuencias y que puede ser difícil seguirlas o asumirlas.

Además, asegúrate de ser firme sobre el uso de Internet. Limita, si es necesario, el tiempo que pasan en la computadora, la tableta y el teléfono móvil. El punto aquí no es castigar sino recordarles que la “vida real” es mil veces más interesante e importante que lo que sucede detrás de la pantalla de un teléfono.

Pase lo que pase, siempre deja la puerta y el diálogo abiertos. Tu hijo/hija debe saber/sentir que estarás para guiarlos y permitirles obtener la mayor cantidad de cosas positivas posible de Internet, mientras evitan sus trampas.

También te puede interesar:

7 dibujos animados LGBT friendly para abrir la mente de los niños

Las niñas atribuyen más a menudo sus fracasos a la “falta de talento” que los niños

VIBEtv