5 consejos para anunciar el divorcio a tus hijos

El divorcio es un tema complicado para la pareja, pero más para los hijos.

22
Divorcio e hijos
Foto: Pexels

¿Has tomado la decisión de divorciarte y no sabes cómo comunicárselo a tus hijos? Lo primero que debes saber es que no hay un “momento adecuado” para hablar con ellos al respecto, sino que simplemente hay una “manera correcta” de abordar las cosas.

Una separación es necesariamente difícil de convivir para los niños, imaginan que sus padres se amarán de por vida y es una certeza que se derrumba en una fracción de segundo. Entonces, ¿cómo les explicas y encuentras la actitud, las palabras correctas y tranquilizadoras?

5 consejos que te ayudarán a abordar el tema del divorcio

  • Explica con palabras simples la situación

Cuando anuncies la decisión a tus hijos, será fundamental primero explicarles la situación y utilizar palabras sencillas. Un niño que es capaz de entender las cosas sufrirá menos una situación dolorosa si se la explicas con sencillez y calma.

En caso de divorcio, lo ideal para un niño es que ambos padres le expliquen la situación juntos. Hazlo con la cabeza despejada, tranquila y dejando de lado los conflictos de pareja. Su unión ha terminado, pero aún se mantendrán juntos por sus hijos, así que sean responsables y hablen las cosas juntos. Siguen siendo un equipo. 

Los niños tienden a pensar que lograrán reconciliar a sus padres y así evitar el divorcio. Explícales claramente que la decisión que acabas de tomar es definitiva y que no existe una solución milagrosa como en los cuentos de hadas.

  • Piensa en el discurso correcto

El discurso correcto a realizar es nuevamente uno sencillo que no demuestre en ningún momento que sientes ira o animosidad hacia tu expareja. El mensaje esencial a transmitir es que has tomado la decisión de divorciarte porque ya no te llevas bien como pareja, y que de permanecer juntos, las cosas no serían iguales. También explícale que fue lindo vivir juntos, pero cuando los padres ya no se quieren y pelean todo el tiempo, es mejor que se separen por el bien de todos.

  • Eviten las discusiones frente a los niños

Los niños son muy observadores. Lo ven todo y lo oyen todo, pero no siempre hablan de ello. Verán que sus padres son menos tiernos el uno con el otro, se dan menos besos o tienen habitaciones separadas, pero no necesariamente harán preguntas.

También son muy sensibles y receptivos a lo que ocurre a su alrededor, al clima emocional en el que viven. Tienen un sexto sentido que les permite saber qué está mal, incluso cuando los padres no dicen nada.

Entonces, una vez que hayan anunciado el divorcio a tus hijos, eviten discutir frente a ellos o hacerles sentir que ya no pueden verse. Los niños sufren más por las discusiones entre sus padres que por la propia separación. Un clima de conflicto, eléctrico y desagradable será sentido como algo violento por ellos.

  • No permitas que los niños se sientan culpables

En primer lugar, es imperativo que los menores se sientan culpables por el divorcio. Los niños suelen creer que son los responsables de la separación de sus padres porque no fueron lo suficientemente buenos. Obviamente es necesario explicarles que se trata de historias de adultos, que no tienen nada que ver y que no es en absoluto su culpa.

En segundo lugar, es fundamental asegurarle a tus hijos el amor que les tienen. Un niño puede creer fácilmente que si sus padres ya no se aman, ya no lo amarán. ¡Repite que lo amas y que el amor que le tienes es indestructible!

  • Deja que se expresen

Los niños necesitan expresarse, así que dales la oportunidad de decir lo que piensan, de expresar su sufrimiento o su ira. Dile a tus hijos que pueden hablar con ambos y que están disponibles para responder sus preguntas.

Por el contrario, los niños no deben convertirse en confidentes de sus padres, esponjas emocionales, chivos expiatorios o instrumentos de chantaje. No deben saber los detalles de su separación. 

¿Qué pasa si esos consejos no funcionan?

Si sientes que, a pesar de todas las precauciones que has tomado, uno o varios de tus hijos están viviendo mal la situación, no dudes en acudir a un psicólogo que podrá detectar qué les está bloqueando y ayudarles a seguir adelante en la aceptación de su divorcio o separación. 

También te puede interesar:

¿Cómo integrar una nueva pareja a la familia después de un divorcio?

VIBEtv