¿Un nuevo hermanito? 3 consejos para aplicar con el hijo mayor

La llegada de un nuevo integrante mueve el mundo de todos, hasta de los hermanos mayores.

55
Hermanito nuevo
Foto: Pexels

Cuando llega un hermanito, no es raro que los mayores experimenten una disminución en el aprendizaje, en particular en la limpieza. Afortunadamente, no hay nada sistemático en esta regresión, sobre todo si te das el tiempo de explicarle a tu hijo que un recién nacido no es capaz de hablar y recurre al llanto para comunicarse, pero con el tiempo irá creciendo como él y será muy afortunado de tener un hermano mayor. 

3 consejos para cuando llega un hermanito

  • Valora al mayor

Estás mucho menos disponible que antes del parto, exiges que el mayor siga el ritmo del bebé (no hablar cuando el bebé duerme o no tener tiempo por atender las necesidades del nuevo integrante). Para querer desempeñar plenamente el papel de “grande”, tu hijo mayor debe estar interesado en él. Puedes potenciarlo dándole ciertas prerrogativas que el bebé no tiene, por ejemplo: ir a ver una película animado al cine con la abuela, ir a jugar a casa de un amigo, salir al parque con papá, dile que es más fácil pedirle las cosas a él que a su hermanito porque él es mayor. 

  • Nunca lo dejes a solas con el bebé

Incluso si tu hijo hace todo lo posible para ser amable con el recién llegado, no debes dejarlo solo sin supervisión. Primero, porque hay edades en la que los mayores podrían dañar al bebé sin darse cuenta: no tiene ni las habilidades ni la madurez para cuidar a un recién nacido. Entonces, en caso de accidente, el bebé que quería abrazar, por ejemplo, su hijo sería regañado y se sentiría culpable. Finalmente, porque su hijo no es inmune a un impulso agresivo y es mejor estar allí por si acaso.

  • Habitación compartida o separada, ¿qué elegir?

Con despertares cada 2 o 3 horas, el ritmo de un recién nacido puede volverse agotador muy rápidamente para el mayor que todavía necesita dormir bien (11 horas por noche en promedio). Espera a que el bebé tenga su rutina nocturna a la perfección antes de instalarlo en la habitación del hermano mayor. Si comparten la misma habitación. Tu hijo mayor podría volver su agresión contra este “intruso” que ocupa su habitación y le impide dormir.

También te puede interesar:

¿Por qué llora mi bebé? Aprende a distinguir sus llantos

Calostro, la primera leche materna que alimentará al bebé

VIBEtv