¿Quieres iniciar un negocio? Esto recomiendan los expertos antes de hacerlo

Estas pensando en iniciar tu propio negocio/empresa, aquí algunos consejos que deberás de seguir y no te agarren en curva durante el proceso.

94
Una mujer emprendedora planeando un negocio
Foto: Pexels

Para iniciar un negocio, debes proceder paso a paso; esto te permite configurar tu proyecto correctamente siguiendo un enfoque lógico. Las principales etapas para la creación de una empresa son: validación de la idea, el plan de negocio, la elección de la creación, el local, la financiación, los procedimientos de creación y el inicio de la actividad, de acuerdo con los expertos.

Pasar de la idea al proyecto de creación empresarial

Para crear un negocio, el primer paso es desarrollar tu idea para convertirla en un proyecto real. Necesita obtener una descripción general muy precisa de su actividad futura:

eee
  • ¿Cuál es el modelo de negocio y cuáles son sus objetivos?
  • ¿Dónde se va a realizar la actividad? ¿Qué tipo de habitación necesitas?
  • ¿Cómo obtendrá los suministros, de qué proveedores y en qué condiciones?
  • ¿Cómo será el proceso de venta?
  • ¿Cómo planeas desarrollar tu clientela?
  • ¿Cuáles son las inversiones para planificar en relación con el proyecto?

Cuando sea posible, puede ser interesante probar tu proyecto. El transporte salarial, las incubadoras de empresas y las microempresas son posibles soluciones.

Entonces, también debemos preguntarnos sobre la viabilidad del proyecto:

  • ¿Eres capaz de liderar un proyecto de este tipo (habilidades, diploma, experiencia)?
  • ¿Tiene suficientes recursos financieros para considerar iniciar un negocio?
  • ¿Puedes permitirte renunciar a tu trabajo para iniciar un proyecto? o, en dado caso, ¿puedes compaginar el trabajo con tu proyecto?
  • ¿Has medido adecuadamente los cambios que traerá la creación del negocio en tu vida personal?
  • Si necesitas a otras personas para iniciar tu proyecto, ¿las has encontrado?

Al mismo tiempo, si tu proyecto lo requiere, es aquí cuando debes de protegerlo de la creación de la empresa: registrando una marca o una patente. Cuando el proyecto de creación de empresas esté bien pensado y sea factible, puedes pasar a desarrollar el plan de negocios.

Haz un plan de negocios

El desarrollo del plan de negocio no es un paso por realizar de forma sistemática, todo depende de tu proyecto. El plan de negocios completo es necesario para proyectos de puesta en marcha de grandes empresas y para aquellos que necesitan recaudar fondos.

La etapa del plan de negocios a veces es bastante larga. Este es el caso cuando la investigación de mercado es necesaria y cuando se planean grandes inversiones.

Las cámaras de comercio e industria, así como las organizaciones de asistencia para la creación de empresas, pueden ayudarte a establecer un plan de negocios. También te beneficiarás de un apoyo interesante para avanzar.

Para proyectos clásicos sin una financiación significativa, una previsión simplificada es ideal. El proceso de producir tu pronóstico es gratificante. Te empujará a cuestionarte a ti mismo en varios niveles:

  • ¿Cuál es tu facturación esperada y cuándo pagarán tus clientes?
  • ¿Cuáles son los costos operativos que se esperan?
  • ¿Cuál es el sistema fiscal más adecuado en relación con el resultado?
  • ¿A cuánto ascienden tus cotizaciones a la seguridad social y cuándo deben abonarse?
  • ¿Cuál es el capital de trabajo a prever a nivel de tesorería que estará en equilibrio?

Incluso si no lo necesitas, te recomendamos que elabores rápidamente un plan de negocios. Esto permite materializar sus proyecciones financieras y, si es necesario, hacerlas verificadas por un profesional. Es importante estimar con precisión sus ingresos profesionales futuros.

Validar las opciones de creación

En este paso, se trata de elegir el estatus legal de la empresa. Son posibles muchas opciones: propiedad única, EIRL, SARL, SAS y SASU. La forma legal de la empresa tiene un impacto en varias decisiones importantes que debes tomar, entre las cuales están:

  • El sistema de seguridad social (régimen de seguridad social para autónomos o régimen general de seguridad social).
  • Tributación de beneficios profesionales (impuesto sobre la renta o impuesto de sociedades).
  • El alcance de su responsabilidad (ilimitada, limitada a sus contribuciones, etc.).
  • El funcionamiento legal de la empresa (gestión, relaciones entre socios, etc.).

Es necesaria una reflexión global a nivel de las diversas opciones a realizar. De hecho, una decisión sobre un parámetro afecta sus posibilidades al nivel de los otros parámetros. He aquí algunos ejemplos:

  • Si deseas beneficiarte del régimen de microempresas, debes crear una empresa unipersonal, una EIRL o una EURL en el IR.
  • Si deseas afiliarte al régimen general de seguridad social, debes crear una sociedad anónima.
  • Si deseas limitar tu responsabilidad, debes evitar la propiedad unipersonal y el SNC.

En ausencia de conocimientos suficientes, este paso no es fácil. En este caso, se recomienda buscar asesoramiento profesional.

Encuentra un espacio en el que desarrollarás tu actividad

Otro paso importante: encontrar la sala en la que ejercerás tu futura actividad profesional. Aquí, todo depende de tu proyecto:

  • Si realmente no necesitas un local, puedes domiciliar tu negocio en casa. Este es el caso, por ejemplo, si trabajas directamente con tus clientes o desde casa sin recibir clientes.
  • Si necesitas una habitación, debes investigar un poco. Para ello, deberás enumerar sus criterios (superficie del local, zona geográfica, equipamiento necesario, aparcamiento en las inmediaciones, etc.).
  • La elección del local es especialmente importante cuando se trata de su punto de venta. Para abrir un negocio, la ubicación es determinante. Para encontrar tu lugar, las agencias inmobiliarias y los sitios web son imprescindibles.
  • Es imperativo comprobar que el local cumple con todos los estándares que debes respetar en el contexto de tu actividad. Cuando hayas encontrado tu local, tendrás que contratar un contrato de arrendamiento.

Este contrato es muy importante, por su duración y el compromiso económico que se deriva de él. Por tanto, debes consultar todas las cláusulas que contiene y asegurarte de que las condiciones propuestas te permiten ejercitar tu actividad en buenas condiciones.

Completa la financiación de tu proyecto de creación empresarial

Después de finalizar el plan de negocios y luego elegir la configuración de tu futuro negocio, debes completar la financiación del proyecto. En este paso, todo depende de tus necesidades:

  • Si no necesitas financiación, puedes dar el siguiente paso.
  • Si financias el proyecto tú mismo, todo lo que tienes que hacer es hacer los aportes cuando se vaya a crear la empresa.
  • Si necesitas movilizar financiación externa (préstamo, ayudas y subvenciones, captación de fondos, etc.), debes ponerte en contacto con las personas interesadas y convencerlas de que te sigan.
  • Realiza todos los pasos para iniciar el negocio

Después de haber vinculado todo el proyecto (plan de negocio, financiación, local, elección de creación), es necesario dar de alta la empresa para poder iniciar la actividad. Los trámites de creación a realizar dependen de la situación jurídica de la empresa.

Durante los trámites de registro, también deberás obtener todas las autorizaciones necesarias para el ejercicio de la actividad. La creación de una empresa unipersonal es relativamente rápida. Los trámites son limitados y la empresa se registra rápidamente.

Por otro lado, la creación de una sociedad es un proceso más complejo que requiere más tiempo: redacción de los estatutos de la sociedad, realización de aportaciones en capital social, publicación de un anuncio de constitución, declaración de constitución de una persona.

Los pasos después de iniciar un negocio

Una vez creada la empresa, puede iniciar oficialmente con las actividades. Además, es necesario poner todo en su lugar para que el negocio funcione correctamente:

  • Apertura de una cuenta bancaria de la empresa.
  • Implementación de gestión comercial (cotizaciones, facturas, contabilidad, modelo de contrato, etc.).
  • Creación y lanzamiento online de un sitio web.
  • Contratar un seguro profesional.

También te puede interesar:

Organización de las Mujeres en el Comercio Internacional realizará webinar de oportunidades de comercio e inversión

Cada hora hay dos ejemplos de violencia contra las mujeres en la televisión mexicana: estudio

VIBEtv