Tres consejos para organizarte y dejar de preocuparte por los pendientes

Organiza tu día para evitar que las tareas pendientes no te dejen descansar.

52
Tres consejos para organizarte y dejar de preocuparte por los pendientes
Foto: Pixabay

Cuando tienes una serie de actividades, labores o responsabilidades con las que tienes que cumplir, es común que para no olvidarlas decidas repetirlas en tu mente u optes por ponerlas en una nota adhesiva que pones probablemente en tu escritorio, la computadora o en algún lugar que parezca visible.

Sin embargo, el no mantener un orden ni establecer cuándo o por dónde comenzarás a cumplir con los deberes, puede ocasionar que no te concentres, no te permitas descansar e incluso que ante la carga que pueden parecer algunas tareas, comiences a posponerlas.

Por ello cuando sientas que la serie de labores es larga, que alguna de estas parece demasiado complicada, o cuando quieras establecer una rutina con distintos puntos con los que buscas cumplir en el día, aquí te dejamos algunos consejos para que los pendientes no tengan que estar en tu cabeza y la organización sea parte de tu cotidianidad.

¿Cómo organizarte?

1.- Asigna una libreta, descarga una aplicación exclusiva para organizarte o crea un documento en la computadora. La idea es que te sientas cómoda escribiendo en el método que elijas, que te permita poner horarios, tareas, tiempos que les quieres destinar y hasta algunos dibujos o viñetas si te ayuda a dividir.

Lo mejor es que si se trata de una tarea complicada o larga la pongas por partes, y entre ellas coloques algo extra que quieres hacer para relajarte por algunos minutos y poder continuar. En tanto, si son labores simples puedes destinarles un periodo de tu día para posteriormente hacer algo que te dé tranquilidad y te permita descansar.

En el caso de que quieras tener una rutina lista con alarmas el celular será tu mejor herramienta, pues puedes colocar alarmas para que a lo largo del día cumplas con tus objetivos.

2.- Destina una tarde o unas horas para establecer prioridades. Quizá tienes un proyecto relevante que entregar en un par de semanas o te acabas de inscribir a una clase o al gimnasio y deseas cumplir con determinado tiempo.

En ese caso haz una lista en la que pongas en un color lo que es urgente o tiene una fecha límite cercana, mientras que en otra puedes establecer lo que quieres hacer una rutina, que se haga parte de tu semana.

Así será más sencillo que determines con que empezar, qué incluir en tu semana y que puedes hacer más lento, sin preocuparte.

3.- Evita posponer, si ya está marcado en tu lista de pendientes hazlo, de ese modo todo irá fluyendo y no llegará un momento en el que todo el trabajo se cargue por completo y complique la situación.

También te recomendamos:

7 formas creativas de almacenar especias

5 hábitos matutinos que te harán más productiva durante el home office

VIBEtv