Mujeres gamers se enfrentan a acoso, estereotipos, discriminación y prejuicios

Dentro del mundo de los videojuegos la figura femenina es menospreciada. juzgada y cuestionada sobre sus habilidades y roles.

64
Una mujer gamer
Foto: Pexels

Dentro de la cultura de los videojuegos, las mujeres, pese a su creciente presencia, continúan enfrentándose a rechazos, discriminaciones, acoso y a la estereotipación de género, lo que impide que tengan un desarrollo adecuado dentro de este ámbito.

En Latinoamérica, según un estudio de Mediacom de 2020, citado por Forbes, del total de gamers o consumidores de videojuegos, el 49.7% son mujeres, quienes según ese análisis tienen gran presencia en juegos de estrategia.

Una investigación de Lenovo y Reach3 Insights destaca que el sector femenino, al igual que el masculino, suele participar en juegos tipo competencia (88%), juegos de acción o supervivencia (75%) y shooters (66%).

De acuerdo con esos mismos datos, al jugar en línea las muejeres gamers se enfrentan a dificultades como: juicios sobre sus habilidades (70%), comentarios condescendientes (50%) e incluso propuestas no solicitadas de relaciones mientras juegan (44%).

Dentro de los propios videojuegos, los personajes femeninos suelen ser subordinados, sexualizados, difundir una dinámica de sumisión frente a los personajes masculinos y reproducir estereotipos y prejuicios.

En medio de este factor, que si bien en algunos casos se ha modificado para darle a la figura de la mujer un papel activo dentro del juego, en la vida real las mujeres gamers que juegan videojuegos también se enfrentan al sexismo, machismo y misoginia.

Frases que menosprecian a las mujeres dentro del mundo de los videojuegos son comunes, pues se cuestionan sus habilidades para desempeñarse, su conocimiento sobre estos juegos y por ende suelen ser rechazadas.

Otro caso es el acoso que sufren al jugar en línea, pues en un ámbito que es dominado por hombres, estos sienten “el poder” de decir, hablar o expresarse sobre las mujeres de manera violenta o invadiendo su vida personal.

Esto, además, se puede observar en el caso de las transmisiones en vivo, en donde las mujeres gamers son sexualizadas y se les “reconoce” por realizar actos que funcionen para un público masculino, dejando de lado su habilidad en los videojuegos.

También te puede interesar:

Mujeres ocultan su identidad para evitar acoso en los videojuegos

¿Qué es la deconstrucción y qué tiene que ver con el feminismo?

5 frases feministas de Rosario Castellanos

VIBEtv