Voguing, una expresión artística de resistencia Queer

Un poderoso movimiento de baile que se originó en Nueva York y que podría no desaparecer jamás.

118
Ejemplo de voguing
Foto: Pexels

En el 2016, cuando Solange Knowles lanzó los videos de Cranes In The Sky y Don’t Touch My Hair, hubo algo que los volvió icónicos: su baile. Él estaba haciendo Voguing, la expresión artística de la resistencia de la población Queer.

El origen del Voguing

El Voguing es el poderoso movimiento de baile que se originó en Nueva York, durante los años 70 y 80, entre la comunidad gay predominantemente de color en el barrio Harlem. Muchos de ellos fueron echados de casa por ser queer.

Ellos se congregaron en las calles de Harlem y fueron acogidos por “madres” drag, quienes presidían hogares no oficiales. Eso ayudó a muchos de ellos a sentirse libres, ser ellos mismos y a celebrar ser gay.

Los miembros de cada hogar celebraban “bailes”, en los cuales competían en una pasarela que juzgaba vestuario, apariencia, habilidad de baile. Fue en estos eventos donde nació el Voguing, un baile de elegancia y feminidad que llevaba el nombre de Vogue porque reflejaba las poses de las modelos.

Así, el Voguing era sobre movimientos de brazos y manos, y los bailarines a menudo representaban escenas elaboradas, como maquillarse o recibir llamadas telefónicas mientras bailaban en la pasarela.

Madonna y el Voguing

Quizá Madonna es la artista que más se relaciona con el Voguing y esto se debe a que ella se apropió culturalmente del baile en su video Vogue. Como defensora de los derechos LGBTQ+, la comunidad se lo aplaudió en lugar de criticarla, y actualmente la siguen celebrando por ello.

En su clip, la Reina del Pop contó con Willi Ninja, el bailarín de moda más asombroso y madre de The House of Ninja, una casa de baile creada en 1982.

El Voguing, un acto de resistencia

De acuerdo con el artista visual Rashaad Newsome, el Voguing es un acto de resistencia política, ya que surgió para la comunidad en un momento complicado históricamente.

“El Voguing se puso en marcha al mismo tiempo que comenzó la crisis del SIDA y, a medida que más personas entraron en escena, la conversación fue prontamente dirigida por personas que no formaban parte de la comunidad. No se trata de que la gente no pueda participar en la cultura, sino de que quienes la crean tengan una agencia sobre ella. Este es un trabajo con, para y sobre la comunidad. El vogue, culturalmente, se creó como una forma de resistencia”, comentó Newsome a Garage.

Ahora, el Voguing está más vivo que nunca y quienes lo bailan están dispuestos a que jamás se olvide.

También te puede interesar:

4 nominadas al Oscar a las que no hay que perderles la pista

Kiera Allen, la segunda actriz usuaria de silla de ruedas en protagonizar un thriller

Scott Rudin, productor de “The Social Network”, se retira tras denuncias por abuso y amenazas

Preparan tres documentales sobre Johnny Depp y Amber Heard

VIBEtv