Conoce la vida de Amelio Robles: coronel trans de la Revolución Mexicana

Con su trabajo, actitud y pistola en mano se encargó de que el mundo aceptara su identidad de hombre

56
Amelio Robles coronel trans de la Revolución Mexicana
Secretaría de Cultura/Blog

Entre las historias que surgieron durante la Revolución Mexicana nos encontramos una en particular que marcó un hito para la época, cuando se reconoció a Amelio Robles como un hombre transgénero y como coronel.

Amelio Robles fue un guerrillero zapatista originario de Guerrero, que nació hacia 1889 como mujer, género con el cual se le conoció durante su niñez y juventud, así que respondía al nombre de Amelia.

Desde ese momento mostraba ser una mujer poco convencional, pues de muy joven sabía utilizar las armas y controlar caballos, actividades que para el contexto histórico que vivía, solo se relacionaban con los hombres, de acuerdo con las normas sociales y culturales del momento.

Amelio Robles en las filas zapatistas

A los 23 años decidió unirse a la lucha revolucionaria; en aquel entonces corría el año de 1912, cuando sus tareas solo se concentraban en el contrabando de víveres y armas, además de realizar diligencias de mensajería y misiones especiales.

Te puede interesar: Mark Bryan: el hombre que asiste al trabajo en falda y zapatillas

Una vez que se unió al zapatismo, comenzó a vestir como hombre, a portar armas y solicitó que se refirieran a su persona como Amelio Robles y quien no lo hiciera o lo agarra de burla, su arma era suficiente para que se le rindiera respeto.

Para 1918 Amelio Robles se convirtió en soldado del Ejército mexicano, tras la victoria de Venustiano Carranza y gracias a la amistad que mantenía con el general Adrián Castrejón, quien era su jefe en el Ejército, favoreció a que su identidad masculina se reconociera oficialmente en las filas militares.

Durante muchos años solo sus compañeros le decían coronel, pero gracias a un acta de nacimiento apócrifa que lo identificaba como Amelio Malaquías Robles Ávila, la Secretaría de la Defensa Nacional lo reconoció como tal y para 1974 lo condecoró como Veterano de la Revolución Mexicana.

Te puede interesar: Crea vestido para hombre la oaxaqueña Dominga MX

Amelio Robles mantuvo relaciones sentimentales con varias mujeres, entre ellas Lupita Barrón y Ángela Torres, con quien adoptó una hija.

Amelio Robles transitó de una identidad femenina impuesta a una masculinidad deseada: se sentía y se comportaba como hombre y su aspecto era varonil”, señaló Gabriela Cano, historiadora, investigadora y docente feminista.

Se sabe que Amelio Robles falleció en 1984, pero su memoria permanece viva en un museo que no paradójicamente, lleva su nombre en femenino, pese a su empeño por ser reconocido como hombre. El hecho fue realizado por la Secretaría de la Mujer de Guerrero, CONACULTA y el INAH.

Con información de la Secretaría de Cutura

VIBEtv