Kim Kardashian se une a boicot contra Facebook e Instagram

La influencer invitó a sus más de 188 millones de seguidores a no usar ni Facebook ni Instagram.

59
Kim Kardashian se une a boicot contra Facebook e Instagram
Instagram: @kimkardashians

La influencer Kim Kardashian se sumó al boicot contra Facebook e Instagram que promueve la organización Stop hate for profit, surgida poco después del asesinato de George Floyd a manos de la policía de Minneapolis.

Kim Kardashian, quien cuenta con una fuerte presencia en estas plataformas –tan sólo en Instagram tiene 188 millones de seguidores-, es parte de las celebridades que acusa a Facebook e Instagram de promover el odio y el racismo para seguir generando ganancias.

La acusación contra las plataformas de Mark Zuckerberg no es nueva ni original de Kim Kardashian. Incluso desde las últimas elecciones presidenciales de EU se acusa a estas redes sociales de promover la desinformación y el odio en beneficio de ciertos grupos que responden con apoyo financiero y político a estas empresas.

A través de su cuenta de Instagram, Kim Kardashian llamó a sus seguidores a sumarse al movimiento #StopHateForProfit este miércoles 16 de septiembre, el cual consiste en no usar ninguna de estas plataformas durante todo el día.

En el post, la socialité afirma que tanto Facebook como Instagram promueven la desinformación, lo cual afecta directamente la democracia y las próximas elecciones presidenciales a celebrarse en noviembre.

“Me encanta poder conectar directamente con ustedes a través de Instagram y Facebook, pero no puedo quedarme sentada y callada mientras estas plataformas continúan permitiendo el esparcimiento del odio, la propaganda y la desinformación –creada por grupos que buscan dividir a Estados Unidos”, se lee en el post de Kim Kardashian.

Boicot de empresas

No es la primera vez que la organización #StopHateforProfit organiza un boicot contra las plataformas. En julio de este año varias empresas multinacionales –como Coca-Cola y Starbucks- se sumaron a un boicot publicitario contra Facebook para exigir que se deje de promover el odio en redes sociales.

La respuesta de Facebook fue un deslinde y al mismo tiempo un compromiso por mejorar la curaduría de contenido y cómo se distribuye entre todos los usuarios.

Apenas esta semana se estrenó un documental en Netflix llamado El dilema de las redes sociales, el cual, con entrevistas a ingenieros y exempleados de Google y Facebook, muestra cómo estas plataformas generan una adicción y tienden a la polarización política para mantener el modelo de negocios.

VIBEtv