Las mejores posiciones sexuales para embarazadas

28
posiciones sexuales para embarazadas
posiciones sexuales para embarazadas

Antes que nada, debes de saber que en condiciones normales de un embarazo, es completamente seguro que una mujer tenga relaciones sexuales durante la gestación. Incluso durante algunas etapas del embarazo el deseo sexual puede incrementarse y darle libertad a ese impulso, puede traer algunos beneficios.

Cuando existe un embarazo y a medida de que este avanza, es posible que algunas posiciones sexuales comiencen a ser incómodas por el crecimiento del vientre, pero siempre hay opciones cómodas para poder experimentar con tu pareja.

En VibeTV te daremos algunos consejos para tener relaciones sexuales durante el embarazo.

Las relaciones sexuales no dañarán al bebé en ninguna etapa durante un embarazo normal sin complicaciones. El bebé está protegido por los músculos fuertes del útero, el líquido amniótico y el tapón mucoso que se desarrolla alrededor del cuello uterino.

Algunas personas creen que la actividad sexual o los orgasmos podrían dañar al bebé, aumentar las posibilidades de un aborto involuntario o inducir un parto prematuro. Sin embargo, en un embarazo saludable, nada de esto es cierto.

No hay vínculos entre las relaciones sexuales vaginales durante el embarazo y un aumento en el riesgo de un parto prematuro.

Muchos estudios han concluido que las relaciones sexuales vaginales durante el embarazo no tienen vínculo con el aumento en los riesgos de parto prematuro o nacimiento prematuro. Sin embargo, si un médico considera que alguien está en alto riesgo, puede recomendar que la persona evite las relaciones sexuales durante el embarazo o solo en las últimas etapas.

Es posible que un orgasmo o una penetración sexual induzcan las contracciones de Braxton Hicks al final del embarazo.

Las contracciones de Braxton Hicks son contracciones leves que algunas mujeres experimentan al final de su embarazo. Sin embargo, estas contracciones no indican ni inducen el trabajo de parto, así que no deberían causar preocupación.

posiciones sexuales para embarazadas
posiciones sexuales para embarazadas

Las mejores posiciones

Durante las etapas finales del embarazo, las personas deberían elegir posiciones que no pongan presión sobre el vientre de la mujer embarazada, como la posición de misionero. Si una mujer se recuesta boca arriba, el peso del bebé podría presionar sobre sus órganos internos o arterias principales.

Una mujer embarazada podría sentirse más cómoda en posiciones que le permitan controlar la profundidad y velocidad de la penetración.

Algunas posiciones cómodas pueden incluir que la mujer embarazada esté encima de su pareja, acurrucada junto a ella (“cucharita”) o sentada al borde de la cama.

Sexo anal y oral

Las relaciones sexuales orales son perfectamente seguras durante todo el embarazo. Sin embargo, la pareja debería evitar soplar aire en la vagina de la mujer embarazada ya que esto puede causar una embolia gaseosa, en donde una burbuja de aire bloquea un vaso sanguíneo. Aunque es raro, una embolia gaseosa podría ser fatal para la mujer y el bebé.

El sexo anal no dañará al bebé, pero puede ser incómodo si una persona tiene hemorroides relacionadas con el embarazo. Las personas deberían evitar las relaciones sexuales anales después de tener relaciones sexuales vaginales, ya que esto podría propagar las bacterias del recto hacia la vagina, causando una infección.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por ViBE TV (@vibetvmx)

Cuándo evitar las relaciones sexuales

Una partera o médico podría aconsejar que se eviten las relaciones sexuales durante el embarazo si una mujer ha experimentado lo siguiente:

  • problemas con el cuello uterino que podrían aumentar la posibilidad de un aborto involuntario o parto prematuro
  • embarazo gemelar
  • placenta previa, cuando la placenta cubre parcial o totalmente la entrada del cuello uterino
  • insuficiencia cervical, cuando el cuello uterino se abre prematuramente
  • antecedentes de parto prematuro
  • pérdida sustancial de sangre o sangrado vaginal inexplicable
  • secreción de líquido amniótico
  • ruptura de la fuente, lo cual puede aumentar el riesgo de infección

Es esencial que una mujer embarazada se proteja a sí misma y a su bebé de las infecciones de transmisión sexual (ITS). Esto significa utilizar un anticonceptivo de protección, como un preservativo o barreras dentales, durante la actividad sexual con nuevas parejas sexuales.

Te puede interesar: 

¿Estás en la friendzone? 9 señales para saberlo

5 tipos de desamor: aprende a reconocerlos

VIBEtv