Alimentos con moho: ¿se pueden o no consumir?

¿Cuándo es realmente peligroso y cuándo es suficiente eliminar el moho para poder consumir de forma segura el alimento subyacente?

11
Pan con moho
Foto: Pixabay

El término moho se refiere a diferentes hongos microscópicos que pueden desarrollarse en paredes, suelos, diversas superficies, objetos, etc. Ni siquiera están exentos los alimentos (por ejemplo frutas, verduras, pan o mermeladas) en los que, si se dan determinadas condiciones en cuanto a humedad y temperatura, podemos ver manchas de color blanco, grisáceo, amarillo-naranja o verde.

Los mohos no siempre son peligrosos o nocivos, pensemos por ejemplo en la penicilina (antibiótico) o más simplemente en los que se utilizan para producir algunos quesos como el gorgonzola o para la fermentación de la salsa de soya.

Sin embargo, hay algunas que producen micotoxinas, sustancias tóxicas nocivas para la salud que pueden desencadenar trastornos gastrointestinales pero también crear problemas en órganos como los riñones y el hígado, además de provocar asma, rinitis y alergias.

Por lo tanto, es bueno saber en qué alimentos es posible eliminar el moho consumiendo el resto de manera segura y cuáles deben desecharse inmediatamente.

Alimentos con moho que debemos desechar

En general, cualquier alimento con señales de putrefacción debe ser desechado, sin embargo, los alimentos que más riesgo presenta son todos aquellos con un alto contenido de humedad o con una consistencia porosa. De hecho, estos podrían estar contaminados incluso debajo de la superficie externa y, por lo tanto, contener micotoxinas.

¿Cuáles son?

  • Carne
  • Tocino
  • Salchichas
  • Carne cocida sobrante
  • Pasta
  • Quesos frescos como ricota y mozzarella
  • Yogur
  • Jugos de fruta
  • Frutas y verduras muy acuosas como pepinos, melocotones y tomates
  • Pan y productos horneados
  • Frutos secos (los cacahuates son muy peligrosos)
  • Manteca

En caso de que uno de estos alimentos esté contaminado con moho, ciérralo inmediatamente en una bolsa y colócala fuera del alcance de los niños y animales. Limpiar con cuidado la parte del frigorífico donde reposó y cualquier utensilio que haya entrado en contacto con los alimentos dañinos.

Alimentos que se pueden comer

Si consideras comer algún alimento con moho, ten cuidado de quitar la parte donde se ha desarrollado el moho:

  • Quesos duros
  • Frutas y verduras sólidas

¿Cómo evitar la aparición de moho?

Guarda los diferentes alimentos en lugares adecuados e intenta comprar sólo lo que realmente necesitas, evitando acumular demasiado. Una vez que hayas cocinado algún alimento, mantenlo bien cerrado en recipientes de vidrio y no los dejes fuera de la nevera, sobre todo si la temperatura exterior es alta.

  • Consejo: Las sobras deben consumirse en un máximo de 4 días para evitar que se desarrolle moho.

También te puede interesar:

Mole rosa con pollo: desde Guerrero hasta tu mesa

Oaxaca Flavors, el nuevo festival gastronómico del estado

VIBEtv