Consejos para reducir la papada: ¿cómo conseguir que se vaya?

La papada, un área de grasa debajo del mentón, puede estar relacionada con el sobrepeso, un problema hormonal o incluso una pérdida de tono debido al envejecimiento.

111
Papada
Foto: Pexels

El área de grasa ubicada debajo del mentón popularmente conocida como “papada” puede aparecer en general en mujeres y hombres a partir de los treinta años, debido a una pérdida de tono debido al envejecimiento, pero la papada, que puede ser genética, también puede estar relacionada con un problema hormonal que requiere tratamiento o con el aumento de peso. ¿Cómo deshacerse de la papada y encontrar una mandíbula y un cuello bien definidos?

Mascar chicle

No es lo mejor para tu estómago ya que cuando mascas chicle, éste suele creer que se va a alimentar. Sin embargo, mascar chicle podría promover la desaparición de la papada o al menos reducirla. Este gesto tonificaría los músculos de la barbilla y el cuello.

Giros de cabeza

Ve hacia el frente y comienza girando la cabeza hacia la derecha. Quédate durante 5 segundos quieta en esa posición y haz exactamente lo mismo en el lado izquierdo. Repite estos ejercicios diez veces al día. Tómatelo con calma, el objetivo no es ponerte rígido.

Maquillaje

Llámalo trampa si quieres, pero cuando se trata de hacer desaparecer rápidamente tu papada, sólo el maquillaje responde a esta llamada de auxilio. Adopta la técnica del contouring que te permitirá lucir un rostro más definido, usando un polvo un poco más oscuro que tu tono natural de piel, crear una ilusión en las zonas “a ocultar”. Tendrás la impresión de que tu rostro se ha vuelto más delgado.

Haz muecas

Es momento de hacer todas las caras que se te ocurran: saca la lengua en exageración, haz largas sonrisas y que en cada mueca se sienta el estiramiento en la zona que se encuentra debajo del mentón. Varía las caras y rehazlas al menos una cada cinco veces. Sonreír creará tensión en tu cuello y fortalecerá tus músculos para obtener una mandíbula y un mentón definidos.

Lávate la cara con agua fría

El agua muy fría estimulará la circulación sanguínea en las mejillas y tendrá un efecto reafirmante en la papada. Uno de los mejores momentos en los que puedes hacer esto, es cuando recién te has parado de la cama.

Repite las letras O y X

Olvida la vergüenza con cada uno de estos ejercicios, lo primero que deber de saber es que la importancia de que esto funcione es la exageración que le pones cada vez que pronuncias una de estas letras; esto ayudará que se tonifiquen los tejidos del cuello. Puedes repetirlo diez veces al día.

Masajes en el cuello

El masaje estimulará la circulación sanguínea y reafirmará nuevamente los tejidos de tu cuello. Realiza movimientos de abajo hacia arriba, masajeando suavemente. Utiliza preferiblemente una crema reafirmante o adelgazante.

También te puede interesar:

4 estiramientos de cadera para personas que pasan mucho tiempo sentadas

5 ejercicios efectivos para despedirte de las lonjitas

VIBEtv