Así puedes hacer un exfoliante de azúcar desde casa

El proceso de exfoliación tiene múltiples beneficios.

54
exfoliante
Pixabay

La necesidad o vanidad de cuidar nuestra piel proviene desde las antiguas civilizaciones chinas, indias o egipcias. Es por eso que el exfoliante de azúcar comenzó a usarse con fines dermatológicos desde antes de que la comercialización del Occidente hacia el Oriente comenzara a fortalecerse. Y aunque una vez que los productos con químicos comenzaron a dominar el mercado, la tendencia por hacer cosas en casa ha regresado.

Esta es la receta básica para un exfoliante casero para el cual necesitarás tres ingredientes básicos: azúcar, aceite portador y un aceite esencial que ayudará a mejorar la experiencia. Te podrás sentir como en un completo spa con este último elemento.

Las únicas herramientas necesarias son: un tazón de vidrio, cuchara de madera y recipiente hermético. 

Los pasos a seguir:

  1. Mezclar ⅔ de azúcar con un poco de aceite portador en el tazón de vidrio con la cuchara de madera. Revolverla hasta tener una consistencia suave.
  2. Una vez lista la masa, mezclar los aceites esenciales y mezclar todo una vez más.
  3. Finalmente hazlo bolita y guárdalo en el recipiente hermético para cada ocasión que necesites exfoliarte.

Los aceites portadores o vegetales pueden ser almendras, argán, germén de trigo,  el aceite de coco, avellanas, entre otros. Mientras que los esenciales los podrás encontrar en frascos de diferentes olores como vainilla o lavanda. 

También te puede interesar Mascarilla de carbón 

Entre los múltiples beneficios de la exfoliación está la reducción de celulitis, destapar los poros y extraer las células muertas, así como ayudar a borrar las lineas o arrugas de la piel. Además, es muy recomendable antes de hacer un bronceado y mejorar la textura de este órgano que nos recubre todo el cuerpo.

Por último, no olvides que es mejor cuando tomas una ducha antes, puesto que es más fácil extender el exfoliante cuando la piel está húmeda. 

VIBEtv